28 de enero de 2013

Reflexiones de una hoja / Luís Hornillo

Por fin has decidido visitar mi impoluta nada y asomarte a mi abismo de pureza vacía.

Necesito que recree con tus palabras mis nervaduras, que como fluídos me hará volver a sentir la pulsión de vida, que antaño tuve.

Cuando sentía sobre mí el cosquilleo que me producía las hormigas, inundándome con su lenguaje extraño;
y era yo una intérprete más de la sinfonía de la hojarasca que dirigía el viento.

Transformada hoy, e impregnada con el tiempo, por el ahora del sepia rancio, deseo que me fertilices con tus pasiones; y abrás este agujero de blanco anodino.

Una vez que hayas seducido a las ninfas guardianas para que te dejen entrar y así penetrarme.

Y que de ti brote la esperma oscura, y vuelva yo a ser naturaleza viva.

No te dé miedo a zozobrar en mi limitado espacio. Tu Génesis lo hará expansivo y tus palabras de escultor se encargaran de moldear su vacío, con tus ensoñasiones demócritas;
mientras sonriente, enternerás la Gravedad, y entonces le brotará semillas de Diversidad y Éter.

Ya siento, como el alazán cabalga sobre la espuma azul de la ola...

Como el Beso de los amantes es muerte y resurrección...

Como unas manos dicen más que mil palabras... (Perdona, escritor, no te ofenda). Y como contemplas la Esencia el Universo, para sin comprenderla, perderte en ella.

Y entonces, la Paz se hace en ti.

Ahora que acaba este tiempo, que no este espacio que no ya será el mismo, recuerdo cuando me dedicaste estos versos.
Hoja recién nacida./ Gloriosa es tu presencia entre las cuatro paredes/ Posee el brillo de vida total./Beso el verde pálido azucarado de vulnerable lengua que paladea el aire./Lo beso como a un bebé de pocas semanas./¡Qué grandeza la tuya, seducir sin proponértelo!

Y vivo una contradicción filosófica existencial: No sé si estaba más viva cuando pertenecia a la floresta o ahora que acojo en mi seno las pasiones del mundo. Lo que sí siento es que soy más perenne que nunca.

(Te das cuenta, escritor, que la escritura tiene la condición insólita de crecer de arriba abajo para que nazca una Realidad.)

Luis Hornillo Pulido

No hay comentarios:

Publicar un comentario