11 de junio de 2012

México: “Yo soy 132”. Mosaico de pensamientos

Marcela Salas · Desinformémonos | La pluralidad de voces y opiniones que convergen en el movimiento “Yo soy 132″ ha emitido un primer comunicado, producto del diálogo y el consenso, en el que definen posturas y las acciones que seguirán en las próximas semanas. 


México DF.  Después del diálogo derivado de la primera reunión interuniversitaria del movimiento “Yo soy 132”, en donde convergieron una gran diversidad de ideas,  comienzan a surgir acuerdos, a perfilarse  posturas políticas y a definirse las acciones que siguen.

Estudiantes de universidades públicas y privadas, así como miembros de organizaciones civiles y  movimientos sociales que han comenzado a participar en el  diálogo convocado por los jóvenes,  pone de manifiesto que al interior del movimiento existe muchas y muy variadas corrientes y posturas políticas.

En un hecho inédito, la semana pasada Las Islas de Ciudad Universitarias (CU) recibieron en sus amplios jardines  a más de 7 mil  jóvenes procedentes de más de 50 diferentes centros universitarios       –tanto del Distrito Federal como de otros estados del país– para celebrar la Primera Asamblea General de Universidades en la que discutieron propuestas y definieron las acciones que habrán de realizarse en las próximas semanas.

Todo comenzó hace apenas un par de semanas, cuando un grupo de alumnos de la Universidad Iberoamericana repudió al candidato priista a la presidencia, Enrique Peña Nieto, durante su visita a la universidad y al día siguiente varios periódicos y Televisa, la televisora más grande del país, celebraron el “éxito” de Peña Nieto en la Ibero a pesar del “boicot” orquestado en su contra por “acarreados”. Indignados por la manipulación de la información, los alumnos que literalmente corrieron a Peña Nieto de la Ibero, decidieron salir del anonimato y 131 de ellos publicaron un video en el que aparecen mostrando el rostro y enseñando su credencial de estudiantes – de aquí el nombre que ha tomado el movimiento: “Yo Soy 132”.

A partir de entonces, lo que era una protesta en contra de un candidato se convirtió en un movimiento contra el duopolio televisivo y el sistema del país, principalmente el aparato mediático y que ahora ha ampliado el abanico de sus demandas y ha dejado de ser un movimiento exclusivamente estudiantil.

Aunque más de diez mesas de debate se instalaron para discutir sobre diferentes temas, uno de los principales cuestionamientos que se hacen los jóvenes desde que surgió el movimiento en mayo pasado, es si deben pronunciarse apartidistas, o si se seguirá la línea anti Peña Nieto que hasta ahora ha sido constante en sus consignas.

La multiplicidad de opiniones e ideologías ha figurado como una de las principales características del movimiento. Entre la diversidad de estudiantes que se dieron cita en CU provenientes de centros educativos como la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), la Escuela de Periodismo Carlos Septién García, el Instituto Tecnológico de Monterrey, la Universidad Iberoamericana, Casa Lamm, la Universidad del Valle de México (UVM), el Centro de Investigación y Desarrollo Económico (CIDE), el Instituto Politécnico Nacional (IPN), el Instituto Tecnológico Autónomo de México (ITAM), la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), Claustro de Sor Juana, Universidad Autónoma de la Ciudad de México (UACM), Universidad Panamericana (UP) y la Universidad La Salle, hay quienes creen que la solución para los problemas del país está en las elecciones, mientras que otros sostienen que sólo con organización desde abajo puede haber un cambio. Así mismo, hay quienes no están completamente seguros de la postura que debería asumir “Yo soy 132” pues, aseguran, es “la primera vez que asisten a un acto político”.

Al interior del movimiento algunos opinan que un cambio profundo para el país no está en las elecciones  y que la postura del movimiento debería ser apartidista y no anti Peña Nieto. Tal es el caso de Diego García de la licenciatura en Etnología de la Escuela Nacional de Antropología en Historia, quien durante la asamblea de CU y portando una pancarta donde se lee “MORENAS sólo en la playa[i] [1], sostiene que “no se trata sólo de atacar a un candidato. Los cuatro tienen cola que les pisen. Los cuatro son parte de la misma mafia que está arriba de la sociedad. Las urnas son la última instancia que existe para el cambio en México porque en las urnas sólo estás eligiendo a la cabeza de todo un equipo mafioso que viene detrás. El cambio está en los ciudadanos que se juntan, como hoy, para exigir que se cumplan sus demandas”.

En el mismo sentido, Rosana, de la carrera de Comunicación de la Universidad Iberoamericana, opina que “El cambio para México no está en las elecciones y no va a venir de las figuras públicas, sino con la unión de un pueblo que se ha visto fragmentado por las instituciones públicas. Debemos, antes que nada, formar una red entre las principales universidades del país y sumarnos a los esfuerzos de otros movimientos sociales”.
Por otro lado, Adaí, de la Facultad de Medicina de la UNAM, asegura que el cambió sí se podría generar a partir del voto. “Hay que dar oportunidad a la diversidad electoral. Ya estuvimos con un partido mucho tiempo, le dimos la oportunidad a otro y ya es tiempo de cambiar hacia otras perspectivas. Cambiar el poder de manos”.

En la misma línea, Adrián Alvarado, del Instituto Politécnico Nacional (IPN), opina: “Yo considero que tenemos que ir a las urnas apoyando de manera crítica el proyecto de la izquierda para derrotar al Partido Revolucionario Institucional (PRI) y al Partido Acción Nacional (PAN)”.

La opinión de Magali, estudiante de preparatoria, es indistinta. No tiene una postura política definida y, de hecho, deambula por Las Islas de una mesa de diálogo a otra para “ver qué es lo que está pasando en cada una”, pues, dice, “nunca antes había participado en alguna marcha o asamblea, pero ante la importancia que ha cobrado este movimiento, creo que como joven me toca estar aquí para ver qué está sucediendo y cómo puedo participar, esto es algo muy nuevo para mí”.

¿Cómo se están organizando?: una interrogante sin respuesta
Como estaba previsto en la convocatoria de la Primera Asamblea General, en punto de las diez de la mañana comenzó el registro de representantes de cada universidad, quienes a  las 12 del día tuvieron 3 minutos para dirigir un saludo a los presentes y exponer sus propuestas.

Entre “goyas” y “huelums” (porras características de la UNAM y del IPN, respectivamente) Sandino Bucio, estudiante de la UNAM, fue el encargado de dirigir un mensaje de bienvenida a los asistentes. “Tenemos los ecos del 68, ardiendo en nuestras manos, los pensamientos de todos los que dieron su vida por un mundo mejor, tenemos las luchas sociales, las cicatrices y la historia, saliendo de los libros y vibrando en nuestra piel. Tenemos polvo en la voz, coraje en los nudillos, ojos que no olvidan, ese vértigo que nos jala hacia adelante, hacia el paso que cambiará las páginas y tenemos pies que ya no esperan”.

Por la tarde los asistentes se dividieron en mesas de trabajo que abordaron los siguientes temas:  espacio público y medios de comunicación, postura política del movimiento, información y transparencia del resultado de la elección,  organización y plan de acción del movimiento, métodos de participación y difusión, arte y cultura, ciencia y nuevas tecnología, política educativa, violencia, resistencia y alianzas del movimiento con otras organizaciones, democratización de los órganos directivos de universidades públicas y privadas, medio ambiente, agenda post electoral y conformación de una agenda trasnacional para trascender.

Fue un día de intensas actividades. La agenda difundida por los voceros de “Yo soy 132” estableció un horario de trabajo de las diez de la mañana a las siete y media de la noche. La organización de las mesas de trabajo, de la recepción y discusión de propuesta, del área de prensa y del servicio médico dejó ver que los jóvenes están coordinándose bien.  Sin embargo, voceros de algunas universidades y personas encargadas de la logística del evento entrevistadas por Desinformémonos se negaron a responder de qué manera se están organizando y quiénes están tomando las decisiones, tanto de la agenda del movimiento como de la planeación de los eventos.

“Somos todos. Esta asamblea, por ejemplo, surgió a partir de una llamado anónimo en la marcha de la Estela de Luz y ya. Después los compañeros de logística se encargaron y aquí estamos”, dijo uno de los voceros, sin dar más detalles ni contestar a la pregunta de quiénes son “los compañeros de logística”.

Definiendo posturas
Después de horas de discusión, los asistentes lograron llegar a consensos en las diferentes mesas de diálogo.  En el comunicado, producto de la jornada de trabajo en la Primera Asamblea General, los integrantes de “Yo soy 132” manifestaron que el derecho a la información es una condición necesaria para corregir la situación de miseria y desigualdad en la que se encuentra el país, pues permite tomar mejores decisiones políticas, económicas y sociales, así como exigir y criticar, de manera fundamentada, al gobierno, a los actores políticos, a los empresarios y a la sociedad misma, por lo que exigieron “competencia real en el sector de los medios de comunicación, hacer del acceso a internet un derecho constitucional efectivo, abrir espacios de debate entre jóvenes, académicos y los medios de comunicación sobre sus demandas, garantizar la seguridad de los integrantes del  movimiento y de quienes se expresan libremente a lo largo del país y, en particular, de los periodistas que han sido alcanzados por la violencia”.

Así mismo, se declararon un movimiento ajeno a cualquier postura partidista. “No expresamos muestras de apoyo hacia ningún candidato o partido político, pero respetamos la pluralidad y diversidad de los integrantes de este movimiento. Nuestros deseos y exigencias se centran en la defensa de la libertad de expresión y el derecho a la información de los mexicanos, en el entendido de que ambos elementos resultan esenciales para formar una ciudadanía consciente y participativa”.

Otros de las exigencias planteadas por los estudiantes durante la asamblea son: juicio político a Felipe Calderón por los más de 60 mil muertos que ha cobrado su fallida estrategia contra el crimen organizado; el cese de Elba Esther Gordillo como presidenta vitalicia del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación y  juicio político a Enrique Peña Nieto por el caso Atenco.

11/06/2012 · Marcela Salas · Desinformémonos


[i] [2] Hace referencia al Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA) , encabezado por el candidato de la alianza PRD-PT, Andrés Manuel López Obrador

Article printed from Desinformémonos: http://desinformemonos.org
URL to article: http://desinformemonos.org/2012/06/yo-soy-132-mosaico-de-posturas-y-pensamientos/
URLs in this post:
[1] [i]: http://desinformemonos.org/2012/06/yo-soy-132-mosaico-de-posturas-y-pensamientos/#_edn1
[2] [i]: http://desinformemonos.org/2012/06/yo-soy-132-mosaico-de-posturas-y-pensamientos/#_ednref1

No hay comentarios:

Publicar un comentario