1 de julio de 2011

De la izquierda que me interesa

EMILIO LLEDÓ ÍÑIGO

Comentario aparecido en el Diario de Sevilla el 13 de febrero de 2011

A pesar del desprecio con que los canales de televisión atendieron a sus recomendaciones, se siente orgulloso del esfuerzo que hizo al frente de una comisión para asesorar sobre el buen uso de la televisión:

"Poca gente sabe que nos dedicamos intensamente a esa labor durante nueve meses sin cobrar ni un euro. Me preocupa el mal uso de la libertad de expresión, en la prensa, en lo audiovisual. Va a la deriva. Confunden la libertad de expresión con la libertad de desgarro, eso no tiene que ver nada ni con la libertad ni con la expresión. No se puede insultar así por las buenas. Hay que saber pensar, ahí es donde tiene que funcionar la libertad del pensamiento, que no estés obsesionado, ideologizado, que no estés traumatizado neuronalmente. Veo que hay gente traumatizada neuronalmente y defiende la libertad de su patología neurológica. La vida es el espacio de la posibilidad y la posibilidad es la libertad. Pero para crear libertad tienes que ser tú libre intelectualmente".

2 comentarios:

  1. Comparto sus ideas. Le sigo desde que llegó a España después de su largo periplo alemán. Es uno de esos profesores e intelectuales que vivieron y dieron sus mejores frutos fuera de nuestro país. Y, ahora, dentro, apenas se le hace caso. Es una de las mentes y pensadores más brillantes y lúcidos de España...Y nació en Salteras, aquí al lado. Bien merecería un homenaje en su pueblo vecino. Seguro que vendría.

    ResponderEliminar
  2. Hola Leo. España es un país de muchas contradicciones, Emilio Lledó, un filósofo que se formó en las mejores universidades alemanas, es condenado al ostracismo más absoluto en su país. ¿Con qué frecuencia se editan sus textos y que difusión se les da? Por otra parte, en un momento en que la izquierda necesita un nuevo impulso, como mentabas en tu texto "Una ilusión compartida", ¿qué mejor modo de regenerar la izquierda que voces como las de Lledó? Sin embargo, la izquierda oficial, perdida en nimiedades de la partitocracia es incapaz de renovarse y generar nuevas ideas que ilusionen a la gente. Ojalá se hablara más de ideas y menos de partidos, listas electorales y demás.

    Esperemos que algún día, estando aún él entre nosotros, podamos asistir a su homenaje en Salteras.

    Un saludo

    ResponderEliminar